FLORENCIO VARELA: JORNADA REGIONAL SUTEBA 25 AÑOS

Con una importante presencia de docentes de Quilmes, Berazategui y Varela se realizó la décimo séptima Jornada Regional SUTEBA 25 años en la Escuela de Educación Técnica Nº1 de Florencio Varela.



Luego del histórico video que resume los 25 años del sindicato, la compañera Marcela Placona, maestra de la Escuela Nº 45 de Florencio Varela, recitó unas palabras de Eduardo Galeano e hizo que el comienzo sea más que emotivo, poético, sincero y lleno de amor por la profesión. La buena predisposición de los casi 1000 compañeros que asistieron dieron un hermoso marco para este arranque.


Acto seguido, tomó la palabra la compañera Cecilia Martinez, quien relacionó al SUTEBA con el rol de los pueblos a lo largo de la historia: “Los pueblos recorren y escriben su propia historia y nosotros lo que tratamos es ser protagonistas en ese camino”. Además, contó algunas anécdotas del SUTEBA y de su nacimiento. En 1976 con el golpe militar, las dos docentes que quedaban en el local de Morón tuvieron que cerrar porque no les renovaban el contrato (una de esas docentes era Cecilia Martinez), entonces empezaron a repartir por distintos lugares los muebles del local. Un escritorio lo llevaron a la Fraternidad (Sindicato de los Ferroviarios) y le pidieron que lo guardaran: “Estuvimos casi 7 años sin local, cuando logramos, en el ’83, alquilar un localcito, empezamos a rescatar los muebles. Fuimos a buscar el escritorio a la Fraternidad pensando que ya no iban a tenerlo. Cuando llegamos le contamos a un compañero que había ahí quienes éramos y que hacía 7 años habíamos dejado un escritorio allí, a lo que el compañero inmediatamente contestó: ‘¿El escritorio de los maestros? Si, lo tenemos guardado’. Entonces, nos dimos cuenta que no nos habíamos equivocado, que ese era el camino que queríamos seguir, junto a los laburantes”.
Luego, tomó la palabra el Secretario General del SUTEBA, Roberto Baradel. Habló de la historia del sindicato, de las necesidades que hoy tienen los docentes, de las conquistas en la escuela pública y lo que falta por hacer. También mencionó que ya han participado más 8000 docentes durante las 17 jornadas. “Los trabajadores de la educación tenemos una historia muy rica, llena de lucha y pelea, de coherencia y dignidad”, reflexionó. “Hay que discutir qué escuela queremos”, arengó. Y por último dijo: “El día que elegimos ser docentes, elegimos transformar el mundo. ¡Por eso compañeros, con unidad y con fuerza vamos a triunfar!”.


Después de esto, comenzó el panel “Procesos Políticos de Transformación en América Latina y Contexto Mundial”, integrado por Daniel Arroyo y Hugo Yasky. Se esperaba la presencia de Guillermo Sherping, dirigente asesor del Departamento de Educación y Perfeccionamiento del Colegio de Profesores de Chile y dirigente nacional de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), pero no pudo asistir por problemas que generaron las cenizas volcánicas en su vuelo.


Arroyo explicó el impacto de las políticas sociales de distribución del ingreso. También abordó “la necesidad de una ampliación del desarrollo productivo desde las economías locales, para dar inserción no sólo al consumo sino también a la producción de todos los sectores sociales, para poder realizar el sueño de un piso de igualdad de oportunidades en la educación”.
Durante su intervención, Hugo Yasky hizo hincapié en “los logros alcanzados como producto de la lucha del campo popular que, en todos esos años de neoliberalismo, no abandonó la resistencia”, y luego, agregó: “Aunque éramos pocos los que pensábamos en términos de defensa del patrimonio nacional, nos opusimos sistemáticamente a la entrega de la educación pública, logrando que no se avanzara en la municipalización que hubiera traído a nuestro país la actual situación de la educación en Chile, con los bauchers donde el padre elige la institución de acuerdo aun semáforo que se publica de cada escuela, que cuando los alumnos no obtienen el puntaje esperado en las pruebas estandarizadas se les pone la luz roja, y al salir un alumno de la escuela, se lleva el financiamiento, condenando a esa comunidad educativa a la falta total de recursos”. “Somos parte de un sindicalismo que no entrega las banderas de lucha, que no quiere ser cómplice de la construcción de un país de desocupados, que no quiere ser cómplice de la entrega de una Nación y de un pueblo a los designios del imperialismo”, recordó Yasky sobre lo que sostuvieron durante toda la época menemista. Luego, se enorgulleció: “Hoy nosotros podemos decir con orgullo que fuimos y somos parte de esa construcción que es este tiempo de cambio que estamos viviendo. Porque en América Latina, esta destrucción social de la que habló Arroyo, en Argentina tiene estos números, pero en otros países de nuestra América tiene todavía un rostro mucho más duro y descarnado porque eran países que venían de la historia de la pobreza estructural. Nosotros perdimos mucho, pero teníamos una base que nos permitió, aún cuando llegamos a la base del cráter, tener parte de lo que antes se había construido, por ejemplo la escuela pública: con todo lo que nos destruyeron, con todos los golpes que recibimos, hoy la escuela pública de la Argentina está en el nivel más alto de América Latina".


Por la tarde y luego del almuerzo, comenzó a desarrollarse el panel “Comunicación, Cultura y Derechos Humanos”, que estuvo integrado por Manuel Goncalvez, Carlos Pisoni, Tati Almeida y Pablo Llonto. Un panel que de antemano, por sus integrantes, se sabía que iba a ser muy emotivo, lleno de pasión y de vida. Y así fue.


 La primera en hablar fue Tati Almeida. La integrante de Madres Línea Fundadora contó la historia de su hijo Alejandro, estudiante de medicina y desaparecido cuando tenía 20 años: “Alguien puede decir: ‘Los habrán desaparecido por algo’. Yo con mucho orgullo digo que si, los desaparecieron porque eran militantes políticos, porque tenían un compromiso político y social.” Tati contó el momento en que encontró los poemas que escribía su hijo: “Yo no sabía que escribía poesías, como tampoco sabía nada de nada, porque Alejandro me preservaba, me cuidaba y no me contaba absolutamente nada de su militancia. Yo conocí la otra faceta de Alejandro a través de sus poesías.” Luego, contó que ella viene de familia “gorila” y militar, por ende, cuando desapareció su hijo en el ’75 les echó la culpa a los peronistas. Luego, cuando llegaron los militares en el ’76 ella pensó que iba a encontrar a su hijo. “Alejandro me parió, me hizo dejar atrás todo ese pasado y transformarme en otra mujer”, reflexionó Tati. En relación a Néstor Kirchner, dijo: “Por fin, en 2003, encontramos a un presidente que nos escuchó, porque recibir nos recibieron todos, pero él fue el primero que anuló las leyes y se declararon anticonstitucionales y hoy estamos viviendo estos momentos históricos que, sinceramente, no pensábamos, las Madres, que íbamos a vivir.”


Manuel Goncalvez, segundo orador, narró su historia y contó que cuando se enteró que el bajista de “Los Pericos”, Gastón Goncalvez, era su hermano se dio cuenta que en su casa tenía CDs de la banda, por ende, fotos de su hermano: “Cuando me di cuenta de eso entendí que ya me había cruzado con mi hermano de cierta forma. Después con el tiempo, eso es algo que me sigue perturbando bastante porque, yo ahora, todo el tiempo pienso que me estoy cruzando en algún lado con alguno de los 400 nietos que faltan, porque es así, están entre nosotros.”


En tercer lugar, fue el turno de Charly Pisoni. Elogió al SUTEBA por “siempre estar de pie y siempre ser coherente, porque los docentes siempre estuvieron donde tenían que estar y donde se los necesitaba.” Pisoni narró la historia de la formación de HIJOS allá por 1995: “Cuando nosotros nos formamos, realmente pensábamos que era imposible llegar a este momento que estamos viviendo hoy en materia de derechos humanos.” Luego, dijo: “A mi me toco vivir, un momento muy especial en mi vida y que nunca pensé que iba a llegar, que fue la sentencia a los genocidas que secuestraron, torturaron y desaparecieron a mis papás Rolando Pisoni e Irene Bellocchio.” Charly sostuvo que muchas cosas de las que parecían imposibles se van haciendo posibles y festejó dos de las grandes victorias que tienen que ver con los derechos humanos: “Una es que hoy los pibes que nacen no mueren en la pobreza, sino que tienen una Asignación Universal por Hijo, y esa es una de las grandes victorias de este momento histórico que hemos conquistados todos, principalmente la CTA que lo ha impulsado desde siempre. Y por otro lado, otra gran victoria, que no hubiera sido posible sin la voluntad política de los gobiernos de Néstor y Cristina, y es la no represión a la protesta social, porque es, justamente, el respeto al derecho a la vida que es el derecho más fundamental que hoy se está tratando de tutelar desde el Estado. Esa orden de decirle a las fuerzas de seguridad: las marchas, sean de nuestro tinte ideológico o de otro, como ha sucedido con los cortes que hicieron los ruralistas, no se deben reprimir, no se deben usar armas de fuego porque no queremos más muertes.” Finalizó diciendo: “Estos logros que hemos conquistado, debemos seguir profundizándolos. Vamos por más.”


Por último, fue el turno de Pablo Llonto quien arremetió contra los medios: “No tenemos ninguna duda que la influencia de los medios es altísima, no sólo en la toma de decisiones electorales, sino en la toma de decisiones de vida. Nosotros estamos convencidos de que otro sería el rombo de la educación, de la economía o del deporte si los medios de comunicación tuviesen otro tipo de conducta, por supuesto, volcada a otro tipo de valores, especialmente, a la solidaridad, al no individualismo y al no consumo”.
Al final del día, ingresó una gran bandera Argentina mientras se iban nombrando y entrando carteles con los logros sociales que se alcanzaron en este último tiempo y luego, alumnos de una escuela de circo, realizaron un espectáculo colgándose de sogas en una performance que impresionó a todos los presentes.

En el segundo día, en horas de la mañana, arrancó con dos niños, Brian y Brighton, que con su guitarra y acordeón musicalizaron la jornada. Luego, comenzó el tercer y último panel “Educación y Trabajo”, compuesto por Claudia Bracchi, Stella Maldonado y Victorio Paulón.
Bracchi comenzó: “Este 2011 nos encuentra transitando en la Argentina momentos de fuertes definiciones. Estamos en otro momento histórico, un momento de oportunidades. Representamos la generación que puede garantizar derechos.” Luego abordó la necesidad de complementar con práctica y participación las políticas delineadas en los documentos provinciales. En un momento, también destacó la importancia de entender que “lo político está por encima de lo económico.” Por último concluyó: “Creo que los trabajadores siempre  fueron y son quienes cumplen el rol de presionar para alcanzar las medidas más inclusivas, medidas que entienden que siempre la educación, la salud y el trabajo son los derechos fundamentales del pueblo. En este sentido, los trabajadores de la educación cumplen un rol histórico en la actualidad de nuestro país y estoy segura que tanto ustedes, como yo y como muchos otros, cuando pensamos en la escuela para que forme pibes para la ciudadanía lo hacemos en el presente y con el ideal de un país más justo.”


El segundo orador fue Victorio Paulón, quien reflexionó sobre las políticas neoliberales: “Las políticas neoliberales de los ’90, fueron una especie de réplica sísmica de lo que había sido la dictadura militar. Lo que no lograron hacer con Martinez de Hoz del ’76 al ’82 en materia de transformación del aparato productivo, lo llevaron adelante con las políticas neoliberales de los ’90. Y ahí fueron por todo, empezando por el convenio colectivo. No es casual, que desde el año ’92 hasta el año 2003 en este país no hubo negociación colectiva.” También habló de su experiencia al frente de la UOM Villa Constitución, la CGT de los Argentinos, la continuidad de esas ideas en la fundación de la CTA e hizo una fuerte apelación a la unidad de los que piensan que se puede lograr “un país con cada vez mayores niveles de justicia social, independencia económica y soberanía política.”


Al final de la mañana, fue el turno de Stella Maldonado. Habló de la fundación de CTERA, del SUTEBA, de lo logrado y de lo que falta lograr. “Nuestros logros no deben impedir ver que cuestiones nos faltan”, reflexionó Maldonado. También habló de que los derechos son interdependientes y están interrelacionados. Luego dijo: “La recuperación de la autoridad estatal generada en los últimos años, como por ejemplo, Néstor Kirchner descolgando el cuadro de Videla y la re estatización de las AFJP,  a pesar de estos avances, todavía hay una fuerte desautorización del Estado como garante del bien común. Y sobre todo, todavía tenemos un largo camino que recorrer en la idea de un nuevo Estado”. Sobre esto, puntualizó que hay que “preguntarse de qué manera significativa todavía impacta esta concepción del aparato estatal en nuestro trabajo.” Por eso, cerró invitando a “seguir trabajando mucho más para construir una democracia representativa como la que tenemos, en una democracia participativa.”


Luego del aplauso de los compañeros presentes, se pasó a trabajar en comisiones. Y por la tarde, después de un show musical realizado por Bety (ex directora de escuela de Varela y actual docente para adultos) y su nieto, finalizó otra jornada más, con la intención, el deseo y la seguridad de que la educación puede aportar al desarrollo de un país más justo e igualitario, siempre, con banderas en el corazón.

Fecha de publicación : 01-08-2011