LAS TRABAJADORAS DE LA EDUCACIÓN ORGANIZADAS EN SUTEBA MARCHAMOS EN EL PARO INTERNACIONAL DE MUJERES

8M: ¡VIVAS NOS QUEREMOS!

El 8 de marzo, millones de mujeres salieron a las calles de todo el mundo para reclamar por sus derechos protagonizando un Paro Internacional de Mujeres que se replicó en más de 41 países.

09/03/2017

En el día de ayer, las calles de toda nuestra Patria se llenaron de miles de mujeres empoderadas, que pararon y se movilizaron por los derechos de las mujeres, por la igualdad de oportunidades y en contra de la violencia de género y en repudio a los brutales asesinatos producidos por el sistema patriarcal y machista en el que vivimos.

SUTEBA formó parte de esta amplísima manifestación que se sumó a los multitudinarios reclamos de estos días, pero con un sello propio que transforma y marca a éste como un hito de la lucha de nuestro país.

Las diferentes acciones comenzaron a las 12 con un ruidazo en los lugares de trabajo, que continuó con asambleas y paros hasta las 15. A las 17, inició la movilización, partiendo desde el Congreso hasta Plaza de Mayo.

Durante la concentración, la responsable del Área de Género y Educación Sexual Integral de la Secretaría de DDHH del SUTEBA, Cristina Echegoyen, expuso las demandas: "Desde SUTEBA, junto con la CTA, es importante confluir en este paro internacional de mujeres. Desde nuestro lugar seguimos con nuestros reclamos históricos como por la Educación Sexual Integral en todas las escuelas y para que los niños, niñas y adolescentes tengan una vida libre del trabajo infantil. Reclamamos también que la DGCyE cumpla con la ley que permite que las trabajadoras públicas accedan a licencias por violencia de género. También paramos por jubilación digna para todas las trabajadoras y porque necesitamos necesitamos Centros de cuidado infantil gratuitos y de acceso universal".

Además, Echegoyen sostuvo: "Las Trabajadoras y Trabajadores de la Educación tenemos un fuerte compromiso con estas demandas y creemos que en unidad, con todas las organizaciones que defienden los derechos de las mujeres, podemos luchar para que una vida libre de violencia, ya sea física, psicológica o institucional, sea una realidad".

Por su parte, María Reigada, Secretaria de DDHH de CTA Buenos Aires, compartió: "Es importante que se reconozca a la mujer trabajadora y organizada, no sólo en nuestro país sino en todo el mundo. Con la presencia de los docentes en todas las marchas, de la CTERA y en unidad con los gremios nacionales, las mujeres damos la pelea porque queremos la igualdad de las trabajadoras en todos los ámbitos laborales".

También asistió el Secretario General de la CTA, Hugo Yasky, quien aseguró: "Este día con movilizaciones en todos los países tiene un valor enorme, ya que en sociedades patriarcales la discriminación de la mujer sigue siendo pan de todos los días. En Argentina no hemos podido avanzar todo lo que hace falta para que las compañeras tengan igualdad en todos los lugares. En esta marcha extraordinaria, esta lucha las reivindica, como también nuestra consigna que da vueltas al mundo de Ni Una Menos".

Asimismo, Yasky reclamó por la libertad de Milagro Sala: "Hoy es una consigna entre las compañeras, es un reclamo de lucha y de justicia. La clase dominante y la oligarquía de Jujuy la tiene como rehén del revanchismo y del odio de clase hacia los más humildes. Es un orgullo que esté presente en el clamor de las compañeras y los compañeros que estamos presentes".

El paro continuó con diversas actividades, ya que de 10 a 22 se realizó una "Maratona radial feminista" a cargo de comunicadoras de Argentina, Chile, Colombia, Ecuador, España, Suiza, Canadá, Nicaragua, México y Uruguay, entre otros países.

Con una fuerza que emociona, carteles, fotos y gritos de liberación, las mujeres salimos a las calles para que nos escuchen, por las que no tienen voz, para romper con un modelo patriarcal que nos discrimina, viola, mata, desecha; haciendo que la tierra tiemble.

El grito es muy fuerte. Es de todas, por y para todas. Es nuestro. Es fuerza y esperanza. Es imborrable.

¿No escuchan? Que escuchen.

"No te calles nunca, que si estamos juntas, somos muchas voces".