CMD DE ROJAS: CAPACITACIÓN PARA MEDIR EL DIÓXIDO DE CARBONO

La capacitación fue realizada en el mes de junio. El comité de Rojas convocó alos bomberos para poder aprender sobre el uso correcto del aparato medido de dióximo de carbono.

La mayor cantidad de contagios ocurre por la exposición a gotitas respiratorias cuando una persona está en contacto cercano o directo con alguien con COVID-19. Con varias personas en un ambiente interior una parte de los aerosoles se acumula, pudiendo contener el virus de COVID 19 y de otras enfermedades respiratorias.

Una de las medidas recomendadas para evitar contagiarse COVID-19 por inhalación de aerosoles acumulados en el ambientes es la medición del dióxido de carbono. Este indicador sirve para saber cuándo es necesario reforzar la ventilación del aire en ambientes cerrados.

El dióxido de carbono (CO2) es un gas que se emite en la exhalación al respirar. Cuando todo está cerrado, el CO2 se va acumulando y aumenta su concentración. Es por eso que es necesario ventilar y así disminuir el riesgo de contagio por inhalación de esos aerosoles que se van acumulando en el ambiente cuando la renovación del aire no es la adecuada.

La ventilación de los ambientes es clave para la prevención de COVID-19.

 

¿CÓMO VENTILAR?

  • Apertura de puertas y ventanas para renovar el aire interior y a evitar la acumulación de aerosoles.   
  • Si por bajas temperaturas no es posible abrir completamente puertas y ventanas, se debe procurar una apertura parcial (mínimo de 5 cm.) de manera constante. Así se genera un flujo de aire permanente que evite que se acumulen aerosoles.